Gráficos de Deportes de Acción: Ayudando a los Clientes a Ganar Impulso con la Impresión Digital

Inkgenda   |   Costa Mesa, California

Jim Gray ha estado involucrado en deportes de acción desde sus inicios. Él fundó ACME Skateboards en 1991, imprimiendo mediante serigrafía sus diseños sobre skateboards. Eventualmente empezó a imprimir marketing adicional para otras marcas de deportes de acción.
 
En el año 2008, Gray y su socio empresarial Tom Lukasik fundaron Inkgenda en Costa Mesa, California. Varios años después, Inkgenda compró una impresora/cortadora de color de formato ancho VersaCAMM de Roland. “Necesitábamos producir pancartas y calcomanías de colores de alta densidad”, dice Gray.  “Un amigo skater nos recomendó Roland, y desde entonces esta marca nunca nos ha decepcionado”.
 
Gray y Lucasik producen calcomanías para más de 20 marcas importantes en la industria de los deportes de acción, incluyendo Volcom, Von Zipper, Roark Revival y Etnies. Inkgenda atiende a clientes a través de todo EE.UU. y el mundo.

“Nuestros clientes en verdad gustan del aspecto de alta calidad del vinilo más grueso sobre el que la VersaCAMM puede imprimir”.

 
Inkgenda usa su VersaCAMM para producciones personalizadas desde una a mil calcomanías en vinilo Premium de 6 mm. “Nuestros clientes en verdad gustan del aspecto de alta calidad del vinilo más grueso sobre el que la VersaCAMM puede imprimir”, dice Gray.
 
Para mantener sus altos estándares de calidad de impresión, Inkgenda usa solo tintas Eco-Sol MAX de Roland.  “Las tintas Roland son buenas a más no poder. Proporcionan el color y durabilidad que nuestros clientes de deportes de acción requieren”, dice Gray.
 
Además de calcomanías, Inkgenda produce letreros magnéticos y pancartas de vinilo, junto con vinilos estáticos, exhibiciones de ventanas, y termotransferencias para camisetas.
 
“Todos en la industria usan calcomanías. Son la mejor forma de publicidad: versátil, portátil y de bajo costo”, dice Gray. “Nuestra Roland funciona todo el tiempo”.
 
Inkgenda a menudo puede llegar a producir tanto como diez pancartas de dos metros por vez, empleando el sistema de rebobinado Roland. “Uno se puede ir y dejar a la máquina trabajar. Es como una olla de cocimiento a fuego lento: uno presiona el botón, vuelve en dos horas y listo”, dice Gray.
 
“Lo que vemos y tocamos todos los días son cosas que nos gustan. Nos gusta el arte, la gente, y todo estilo de vida. Nuestra Roland nos ayuda a mantenernos divertidos y a la vez siempre cumpliendo con nuestros clientes”.